El curioso caso de la diputada valiente

Ser y deber ser

Opinión por Arnoldo Huerta Rincón

“Eres un amante experimentado, ¿por qué ni ibas a cobrar por ello?” Woody Allen

En el 2021, María Clemente hizo historia, junto con la diputada Salma Liébano, al ser la primera diputada transexual en el Congreso Federal. Dicha persona, tenía como antecedentes ser activista de los derechos de la diversidad sexual; sin embargo, su nombre cobró relevancia en recientes días, al haber difundido en la red social de Twitter un video con contenido sexual. Cabe señalar, que dicha red social, a diferencia de Facebook, Instagram o YouTube, se caracteriza por no censurar cuestiones de contenido erótico o imágenes sexuales.

Al revelarse ese video, existieron toda clase de comentarios y críticas, a su favor y en contra, ya que se puso de relieve un tema incómodo y polémico que es tabú en la sociedad mexicana, la pornografía y la prostitución. Al respecto, la diputada María Clemente respondió a los señalamientos que le hicieron sus compañeros y compañeras diputadas. “Si ellos pueden trabajar en sus oficios y profesiones, lo siento, mi oficio es ser puta y tengo derecho a ser puta”. Y agregó: “Es pornografía, no puede ser tomado, es pornografía. Yo produzco pornografía, me pagan por hacer pornografía; por eso lo hago, porque me pagan”.

Por su parte, el diputado federal Ignacio Mier comentó: “Lo vamos a atender conforme a lo que establece la ley de la Cámara de Diputados y también lo vamos a hacer conforme al Código de Ética, el caso lo vamos a turnar hoy mismo para que sea analizado, y derivado de eso, se pueda emitir una opinión con mayor certeza jurídica”.

Como consecuencia, en un aspecto moralista, se tiene que en el Código de Ética de la Cámara de Diputados del H. Congreso de la Unión se cuenta con un comité que vigila el cumplimiento del cuerpo normativo mencionado, y que ante un violación al Código, puede realizar una recomendación a la Mesa Directiva a efecto de que emita una amonestación pública o privada o solicitar él o la legisladora infractora sea removida del comité o comisión a las que pertenezca a propuesta de la Junta de Coordinación Política (Jucopo) y en términos de lo que indica el Reglamento y disposiciones aplicables, y recibir suspensión de la dieta económica, en los términos que marca la Constitución Política Mexicana.

Por otra parte, respecto a si pudiere existir una responsabilidad de índole penal, el Código Penal Federal, en su artículo 206 BIS, que hace alusión al delito de lenocinio, señala que una persona cometerá el aludido delito cuando una persona explote el cuerpo de otra por medio del comercio carnal, regentee, administre o sostenga directa o indirectamente, prostíbulos, casas de cita o lugares de concurrencia expresamente dedicados a explotar la prostitución; es decir, de lo anterior se advierte, que no es delito que una persona ejerza la prostitución de manera directa.

De lo anterior se pueden advertir dos cuestiones: la moral y la legal. La moral regulada por el Código de Ética y que pudiere culminar en sanciones administrativas; y la penal que, como se explica, no establece que dicha diputada si ejerce la prostitución, cause delito.

Es interesante el tema, porque desde una apreciación personal, cualquier diputado o diputada debe ostentar el cargo de una manera políticamente correcta y prudente, pero, en estos tiempos, ¿qué es políticamente correcto y prudente?.

Por otra parte, si la diputada María Clemente realizó sus actos con la intención de poner en la agenda política nacional un tema que, si bien es cierto es juzgado subjetivamente por cada persona, es una realidad que la prostitución es un oficio que existe en el país y en el mundo y, como tal, debe regularse y atenderse desde un aspecto administrativo, de salud pública y laboral, por lo que, en esta vertiente, la legisladora valiente realizó un jaque mate en la mesa de ajedrez social.

Recomendación semanal

Película ¡Nop!, del director Jordan Peele, creador de las películas Get Out y Us, maneja un tema diferente y de corte tétrico.

Deja un comentario

Related Posts
Leer más

UTA, en la mira de la Fiscalía

El documento de la Auditoría Superior del Estado apunta más de 27 millones de pesos que fueron gastados de manera irregular, y los cuales no han podido justificarse.
Leer más

Simón, el ejidatario errante

Antes de organizar a los campesinos para solicitar la dotación del ejido El Bajío, Simón Santiago sembraba algodón en Chiapas. La promesa de Simón con sus hijos era que nunca iban a abandonar la tierra. Así lo hicieron, en 2016 la familia Santiago fue encarcelada por defender su territorio de la minera Penmont.

Suscríbete a nuestro boletín

A %d blogueros les gusta esto: